Concordancia_27

Herramientas para Apoyarte en el Ministerio

concordancia del carácter de Dios – Samuel Edelstein

juez (ira, justo)

Shaphat (73/204)
(Génesis 16:5) 5 Entonces Sarai dijo a Abram: –Mi agravio recaiga sobre ti. Yo puse a mi sierva en tu seno; y ella, viéndose encinta, me mira con desprecio. Yahveh juzgue entre tú y yo.
(Génesis 18:25) 25 Lejos esté de ti hacer tal cosa: hacer morir al justo con el culpable, y que el justo sea tratado como el culpable. ¡Lejos esté de ti! El Juez de toda la tierra, ¿no ha de hacer lo que es justo?
(Génesis 31:53) 53 El Dios de Abraham, Dios de Nacor y Dios de sus padres juzgue entre nosotros. Jacob juró por el Temor de Isaac, su padre.
(Éxodo 5:21) 21 y les dijeron: –Yahveh os mire y os juzgue , pues nos habéis hecho odiosos ante los ojos del faraón y los de sus servidores, poniendo en sus manos la espada para que nos maten.
(Jueces 11:27) 27 Así que yo no he pecado contra ti, pero tú te comportas mal conmigo, haciéndome la guerra. Que Yahveh, el Juez, juzgue hoy entre los hijos de Israel y los hijos de Amón.”
(1 de Samuel 3:13) 13 Yo le he declarado que juzgaré a su casa para siempre, por la iniquidad que él conoce; porque sus hijos han blasfemado contra Dios, y él no les ha reprochado.
(1 de Samuel 24:12) 12 Que Yahveh juzgue entre tú y yo, y que Yahveh me vengue de ti; pero mi mano no será contra ti.
(1 de Samuel 24:15) 15 Que Yahveh sea el juez y juzgue entre tú y yo. Que él vea y contienda por mi causa, y me defienda de tu mano.
(2 de Samuel 18:19) 19 Entonces Ajimaas hijo de Sadoc dijo: –Correré y daré las buenas noticias al rey, de cómo Yahveh le ha librado de mano de sus enemigos.
(2 de Samuel 18:31) 31 Y he aquí el etíope llegó y dijo: –Reciba mi señor el rey la buena noticia de que Yahveh ha defendido hoy tu causa ante todos los que se levantaron contra ti.
(1 de Crónicas 16:33) 33 Entonces cantarán con júbilo los árboles del bosque delante de Yahveh, porque él viene para juzgar la tierra.
(2 de Crónicas 6:23) 23 entonces escucha tú desde los cielos y actúa. Juzga a tus siervos dando la paga al injusto, haciendo recaer su conducta sobre su cabeza y justificando al justo, dándole conforme a su justicia.
(2 de Crónicas 20:12) 12 Oh Dios nuestro, ¿no los juzgarás tú? Porque nosotros no disponemos de fuerzas contra esta multitud tan grande que viene contra nosotros. No sabemos qué hacer, pero en ti ponemos nuestros ojos.”
(Job 9:15) 15 Aun siendo justo, no podría responder; más bien, pediría clemencia en mi causa.
(Job 21:22) 22 ¿Acaso se le enseñará sabiduría a Dios, siendo que él es quien juzga aun a los que están en lo alto?
(Salmos 7:8) 8 Yahveh juzgará a los pueblos; júzgame , oh Yahveh, de acuerdo con mi justicia y mi integridad.
(Salmos 7:11) 11 Dios es el que juzga al justo; es un Dios que emite sentencia cada día.
(Salmos 9:4) 4 Porque has defendido mi juicio y mi causa; te has sentado en el trono del Juez de justicia:
(Salmos 9:8) 8 El juzgará al mundo con justicia; hará juicio a los pueblos con rectitud.
(Salmos 9:19) 19 ¡Levántate, oh Yahveh! ¡Que no prevalezca el hombre! Sean juzgadas las naciones delante de ti.
(Salmos 10:18) 18 para juzgar al huérfano y al oprimido, a fin de que el hombre de la tierra no vuelva más a hacer violencia.
(Salmos 26:1) 1 Hazme justicia, oh Yahveh, porque yo en mi integridad he andado. Asimismo, he confiado en Yahveh; no vacilaré.
(Salmos 35:24) 24 Oh Yahveh, Dios mío, hazme justicia conforme a tu rectitud. Que no se alegren de mí,
(Salmos 43:1) 1 Júzgame, oh Dios, y defiende mi causa. Líbrame de una nación impía, del hombre de engaño e iniquidad.
(Salmos 50:6) 6 Los cielos proclamarán su justicia, porque Dios es el Juez. (Selah)
(Salmos 51:4) 4 Contra ti, contra ti solo he pecado y he hecho lo malo ante tus ojos. Seas tú reconocido justo en tu palabra y tenido por puro en tu juicio.
(Salmos 58:11) 11 Entonces dirá el hombre: “Ciertamente el justo tiene frutos; ciertamente hay un Dios que juzga la tierra.”
(Salmos 67:4) 4 Alégrense y gócense las naciones, porque tú juzgarás a los pueblos con equidad y guiarás a las naciones de la tierra. (Selah)
(Salmos 72:4) 4 Juzgará a los pobres del pueblo; salvará a los hijos del necesitado y quebrantará al opresor.
(Salmos 75:2) 2 “Cuando yo establezca el tiempo, juzgaré con rectitud.
(Salmos 75:7) 7 Pues Dios es el Juez: A éste abate y a aquél exalta.
(Salmos 82:1) 1 Dios está de pie en la asamblea divina; en medio de los dioses, ejerce el juicio:
(Salmos 82:4) 4 Librad al necesitado y al menesteroso; libradlo de la mano de los impíos.
(Salmos 94:2) 2 ¡Exáltate, oh Juez de la tierra! Da su recompensa a los soberbios.
(Salmos 96:13) 13 delante de Yahveh, pues él viene. Porque él viene para juzgar la tierra. Juzgará al mundo con justicia y a los pueblos con su verdad.
(Salmos 98:9) 9 delante de Yahveh, porque viene para juzgar la tierra. Juzgará al mundo con justicia, y a los pueblos con rectitud.
(Isaías 2:4) 4 El juzgará entre las naciones y arbitrará entre muchos pueblos. Y convertirán sus espadas en rejas de arado, y sus lanzas en podaderas. No alzará espada nación contra nación, ni se adiestrarán más para la guerra.
(Isaías 11:3-4) 3 El se deleitará en el temor de Yahveh. No juzgará por lo que vean sus ojos, ni arbitrará por lo que oigan sus oídos; 4 sino que juzgará con justicia a los pobres, y con equidad arbitrará a favor de los afligidos de la tierra. Golpeará la tierra con la vara de su boca, y con el aliento de sus labios dará muerte al impío.
(Isaías 16:5) 5 Entonces en misericordia será establecido un trono, y sobre él se sentará firmemente en el tabernáculo de David el que juzga, busca el derecho y apresura la justicia.”
(Isaías 51:5) 5 Mi justicia está cercana; la salvación ya se ha iniciado, y mis brazos juzgarán a los pueblos. En mí esperarán las costas, y en mis brazos pondrán su esperanza.
(Isaías 66:16) 16 Porque Yahveh juzgará con fuego; y con espada, a todo mortal. Muchos serán los que morirán a causa de Yahveh.
(Jeremías 2:35) 35 tú dices: “Soy inocente; ciertamente él ha apartado su ira de mí.’ Porque dijiste: “No he pecado’, he aquí que yo entraré en juicio contra ti.
(Jeremías 11:20) 20 Pero, oh Yahveh de los Ejércitos, que juzgas con justicia y escudriñas la conciencia y el corazón, deja que yo vea tu venganza contra ellos; porque ante ti he expuesto mi causa.
(Jeremías 25:31) 31 Tal rugido llegará hasta el extremo de la tierra, porque Yahveh tiene litigio contra las naciones. El entra en juicio contra todo mortal; entregará los impíos a la espada,’ ” dice Yahveh.
(Lamentaciones 3:59) 59 Tú has visto, oh Yahveh, mi opresión; defiende mi causa.
(Ezequiel 7:3) 3 Ahora viene el fin sobre ti. Enviaré sobre ti mi furor y te juzgaré según tus caminos; pondré sobre ti todas tus abominaciones.
(Ezequiel 7:8) 8 Ahora, pronto derramaré mi ira sobre ti y agotaré mi furor en ti. Te juzgaré según tus caminos y pondré sobre ti todas tus abominaciones.
(Ezequiel 7:27) 27 El rey estará de duelo, el gobernante se vestirá de desolación, y se paralizarán las manos del pueblo de la tierra. Yo haré con ellos conforme a sus caminos, y según sus propios juicios los juzgaré. Y sabrán que yo soy Yahveh.”
(Ezequiel 11:10) 10 ¡A espada caeréis! Os juzgaré en la frontera de Israel, y sabréis que yo soy Yahveh.
(Ezequiel 11:11) 11 Esta ciudad no os servirá de olla, ni vosotros seréis la carne dentro de ella. ¡En la frontera de Israel os habré de juzgar!
(Ezequiel 16:38) 38 Luego te aplicaré la sentencia de las mujeres adúlteras y de las que derraman sangre. Traeré sobre ti sangre de ira y de celos.
(Ezequiel 17:20) 20 Yo extenderé sobre él mi red, y será apresado en mi trampa. Lo haré traer a Babilonia, y allí entraré en juicio contra él por su rebelión contra mí.
(Ezequiel 18:30) 30 Por tanto, yo os juzgaré a cada uno según sus caminos, oh casa de Israel, dice el Señor Yahveh. Arrepentíos y volved de todas vuestras transgresiones, para que la iniquidad no os sea causa de tropiezo.
(Ezequiel 20:35-36) 35 Os traeré al desierto de los pueblos, y allí, cara a cara, entraré en juicio contra vosotros. 36 Como entré en juicio contra vuestros padres en el desierto de la tierra de Egipto, así entraré en juicio contra vosotros, dice el Señor Yahveh.
(Ezequiel 33:20) 20 Sin embargo, decís: “No es correcto el camino del Señor.’ Oh casa de Israel, yo os juzgaré a vosotros, a cada uno conforme a sus caminos.”
(Ezequiel 34:17) 17 “Pero en cuanto a vosotros, oh rebaño mío, así ha dicho el Señor Yahveh, he aquí que yo juzgo entre cordero y cordero, entre los carneros y los machos cabríos.
(Ezequiel 34:20) 20 Por tanto, así les ha dicho el Señor Yahveh: “He aquí, yo mismo juzgaré entre el cordero engordado y el cordero flaco.
(Ezequiel 34:22) 22 yo libraré a mis ovejas, y nunca más quedarán expuestas al pillaje. ¡Yo juzgaré entre cordero y cordero!
(Ezequiel 35:11) 11 por eso, ¡vivo yo, que haré conforme a tu ira y conforme al celo con que has procedido a causa de tu odio contra ellos!, dice el Señor Yahveh. Y seré conocido en ti cuando te juzgue .
(Ezequiel 36:19) 19 Los dispersé por las naciones, y fueron esparcidos por los países. Los juzgué conforme a su conducta y a sus obras.
(Ezequiel 38:22) 22 Con peste y con sangre entraré en juicio contra él. Sobre él, sobre sus tropas y sobre los muchos pueblos que están con él haré caer lluvia torrencial, piedras de granizo, fuego y azufre.
(Joel 3:2) 2 reuniré a todas las naciones y las haré descender al valle de Josafat.
{Significa Yahveh juzga; Allí}

Concordancia – Inicio